El marido le pone el cuerno y por eso quiere devuelta el riñón que le donó

Samantha Lamb  salvó la vida de su marido al donarle uno de sus riñones.  Ahora la esposa quiere su órgano de vuelta, porque el hombre le puso el cuerno.

El marido infiel sufría insuficiencia renal y la diálisis lo mantenía vivo.  Samantha tuvo que bajar 19 kilos para convertirse en donante y regalarle a su esposo Andy un pedazo de ella.  Aquello momentos ocurrieron en octubre del 2009.

Pero, eso no es todo…   Cinco años después y durante una noche Samantha regresó a casa y encontró su hogar vacío: el marido se lo había llevado todo.  Se fue a vivir con una mujer que era su amiga. (esa si es tragedia y no jaladas)

La mujer ha solicitado el divorcio. “Lo odio”, dijo Samantha al Daily Mail. “Si pudiera, lo tomaría (riñón) y se lo daría a otra persona”, dijo.

“Nunca quise que ella me donara su riñón, porque suponía un gran riesgo, pero ella insistió y yo siempre le deberé mi vida”, asegura Andy, de 45 años, que niega tener un romance con la amiga de su esposa.

Fuente: Daily Mail.

Foto:  Daily Mail
Foto: Daily Mail

Deja tu comentario