A Peña Nieto le meten el pie en Los Pinos… y cae a cada rato

TEORÍA DE UN COMPLOT / Por Nacho Núñez

Todo indica que Peña Nieto tiene el enemigo en casa, alguien le está metiendo el pie dentro de Los Pinos o desde el Gabinete, porque no es posible la cantidad de pifias y estupideces cometidas por el primer mandatario durante sus discursos improvisados y sus “mensajes a La Nación” difundidos en cadena nacional.

Es como si un grupo quisiera destruir al presidente y/o aprovecharse de la poca credibilidad que refleja su persona con el fin de crear algún tipo de confusión.

Basta recordar la campaña en propia voz del presidente que decía: “Sabes fulanito, lo bueno no se cuenta, pero cuenta mucho”. Su “Equipo de comunicación” tuvo que recular y eliminar la voz del mandatario de dichos spots porque el escarnio ya era francamente ridículo. ¿Los publicistas, los diseñadores de tan creativa campaña, fueron incapaces de medir el impacto?

La última pifia es ver al presidente preguntando al pueblo: ¿Y qué hubieran hecho ustedes? Una pregunta lanzada así al aire era evidente que causaría una carnicería de memes y comentarios adversos entre el lumpen de las Redes Sociales.

Hoy, con la cantidad de medios al alcance de cualquiera, todo gobernante debería tener a sus espaldas, un equipo capaz de medir y predecir las consecuencias de cada acto. Y más importante: controlar los daños; a sabiendas de lo que va a ocurrir tener las armas para responder.

¿Por qué decimos que alguien le está metiendo el pié?

Para nadie es un secreto que Peña Nieto es bastante torpe para improvisar en un escenario. Reconocer ese defecto no es malo, lo patético es que su equipo de comunicación no haga nada por remediarlo. Y eso nos lleva a tres planteamientos.

a) Peña Nieto es un soberbio y no escucha los consejos de sus asesores en materia de imagen.
b) El equipo de comunicación es quien provoca que el presidente se equivoque y una de dos: ¿Son una bola de mercenarios improvisados o auténticos gatilleros de una mente macabra? -Conste que es pregunta-.
c) Alguien “asesora” o “recomienda” al mandatario de lo que debería decir o hacer para provocar inestabilidad a la imagen presidencial y este, necesariamente, sería alguien con serias aspiraciones presidenciales.

¿Cuál de los tres planteamiento se le hace más lógico?

Deja tu comentario