Un muerto y 41 intoxicados por comer chiles rellenos contaminados

La fiesta acabó en desgracia.  Miembros de la Iglesia Evangélica de la Colonia 5 de mayo de Tuxtla Gutiérrez intentaban recabar fondos, vendiendo deliciosos y contaminados chiles con carne de puerco.

Los intoxicados marcharon a sus casas tras acabar el guateque, ahí fue donde empezaron a sentirse mal.  Ya sabe:  lo menos, la diarrea;  lo más, los mareos y sus consecuencias.  Y córrele al doctor porque la cosa se ponía fea.

El pastor de la Iglesia Evangélica,  Elmer Monzón, relató que uno de los 42 intoxicados murió, que según las autoridades la víctima sufrió daños en el riñón, el hígado y los pulmones.  Los demás, dice el pastor, se curaron en casa, en el el hospital del IMSS y/o sanatorios particulares.

Seis de los intoxicados aún se encuentran internados, pero ya sin riesgo.

chile relleno

Deja tu comentario